¿Actualizar inmediatamente Fedora 24 a 25?



Con la llegada de Fedora 25, todos a enloquecer y comenzar a actualizar.


Para los que somos fanáticos de Fedora o en general de software libre, sin duda alguna, en algún momento, nos da la fiebre de tener lo más actual, lo último en software. Y pues no es descabellado, ya que si no está en los repositorios oficiales de nuestra distro favorita, siempre es posible acceder al código fuente y compilarlo.

A veces esto se vuelve todo un caos, ya que las propias empresas de las distribuciones, saben en qué momento liberar su software, cuando esté libre de casi todos los bugs, errores, dependencias rotas, ect., esta es una de las cosas que son necesarias saber antes de ponerse a actualizar.

En mi caso, utilizo actualmente Fedora 24 y un poco Aprcity OS. Pero ahora hablemos de Fedora 25.

Cada que sale un versión de este SO, lo primero que hago es probarlo en VirtualBox de  uno a dos meses. Probando configuraciones, compatibilidad con el software actual que utilice, temas, íconos, software de terceros, etc.


¿Por qué no actualizar directamente?

Cada usuario de Fedora lo utiliza para diferentes tareas, actividades profesionales o simplemente por diversión. Algunos edición de vídeos, sonido, imágenes, diseño web, programación, etc.

Por lo tanto, migrar de una versión a otra, implica que se esté completamente seguro, que las librerías, configuraciones, software, archivos de edición etc. utilizadas, sean completamente compatibles con la nueva versión.

Sobre todo ahora, con la implementación de Wyaland por defecto en Fedora 25, muchos software no han migrado sus interfaces gráficas a este nuevo método de gestión en Fedora 25. Por ente, no funcionarán correctamente, tal es el caso de VMware ó NetBeans. Estos no han sido migrados, no se pueden instalar con Wyaland activado, lo que podemos hacer entonces, es ingresar con X11 normal, instalarlo, y luego volver entrar con Wyaland, una vez en ejecución, ambos ya funcionan perfectamente.

Y son este tipo de cosas que se descubren cuando se prueba el SO antes de realizar una actualización.

Otro detalle que ocurre usualmente, es que los repositorios que se utilicen por ejemplo en Fedora 24, si se tiene VirtualBox, GoogleChrome, Dropbox, rpmfussion, mysql, etc., y al actualizar, si alguno de ellos aún no está disponible para Fedora 25, ésto podría traer problemas con la actualización. Desde perder el grub, no permitir que se actualice, que los paquetes queden sin actualizar por alguna dependencia incompleta.

Por lo tanto, yo recomiendo no actualizar inmediatamente en cuando sale cada versión, al menos que no tengas nada que perder, es decir, respaldas archivos por separado y reinstalas desde cero o utilizando algún proceso mediante internet.


¿Y qué hacer si no tengo tiempo para hacer pruebas?

Efectivamente, no todos los profesionales pueden tomarse el tiempo para probar cada software o configuración de su actual versión antes de migrar a la nueva. Así que lo más recomendable, es esperar de uno a dos meses. Usualmente es el tiempo que le toma a las empresas propietarias en ajustar los repositorios no oficiales, o incluso antes. Algunas ya lo tienen previamente configurado, como GoogleChrome o VirtualBox.


A actualizar entonces !!

Si ya han probado los cambios, configuraciones, etc., eso quiere decir, que ya están preparados para actualizar. Nunca olviden los respaldos.

Comentarios:

@